Emoción 0 – Razón 4

Emoción 0 – Razón 4

Estamos en los últimos 60 días del año como aquel que dice y, un año que empezó con muchos miedos en cuanto al comportamiento de los mercados, va a acabar siendo un buen año.

En primer lugar, porque hemos tenido un cuatrimestre de inicio del año con un ascenso meteórico de todas las bolsas, y una buena recuperación del horrible último trimestre de 2018.

Además, los fantasmas que sobrevolaban la economía mundial, a primeros de año, y que hacían temer correcciones en todos los mercados (la posible recesión en EUA, la posible subida de tipos, la posible guerra comercial entre EUA y China y el BREXIT) parece que han pasado de largo en todo o en parte.

Te preguntarás ¿qué ha cambiado? 

Hace meses que todos los gurús, del mundo financiero y económico, hablaban de una recesión económica mundial y todos apuntaban que empezaría por EUA. Pues bien, actualmente los indicadores macroeconómicos son buenos, y parece que los Estados Unidos no tiene tantos signos de alerta (este indicador creció un 4,2% en 2018), al menos para 2019 y los próximos meses.

¿Y eso, cómo puede ser?

El 80% PIB de la economía de los Estados Unidos se basa en el consumo a nivel interno de los norteamericanos. Actualmente este indicador es robusto y ha pasado del 1,6 al 2,9 en 2018, y al 3,10 en marzo de 2019. Cabe tener en cuenta que la tasa de desempleo en USA es del 3,8% (casi inexistente), y eso hace que los ciudadanos tengan capacidad económica y estabilidad para el consumo.

La posible subida de tipos prevista para 2019-2020 en EUA, y en Europa también, se ha convertido en una mala visión de los agoreros. Para poder plantearse la FED o el BCE escalar los tipos de interés en 2019, requerían de la existencia de un determinado nivel de inflación en EUA y en Europa que, a fecha de hoy, no se da. Estados Unidos está en torno al 2%, y Europa en un escaso 1,3%. Con estas cifras de inflación, no es recomendable una subida de tipos por parte de la FED, incluso se plantean una posible bajada, y el BCE también ha dejado claro que por el momento no se van a subir los tipos. Así pues, segundo temor ¡desactivado!

Y ¿qué ocurre con la famosa guerra comercial por los aranceles entre EUA y China? Pues que estamos ante un problema político que se arregla desde la política, y tanto China como los EUA saben que si aprietan demasiado, pueden acabar “matando” a la gallina de los huevos de oro que es su cliente principal: Europa. Así pues, han destensado, han sido amables entre ellos y se han dado una “tregua”, y todos los mercados contentos.

Por último, pero no menos estresante, está el BREXIT, esa historia interminable de un divorcio que no acaba de llegar y que, cada tres meses desde junio del 2016, nos sacude a toda Europa y nos mantiene en vilo a la espera de las noticias del gobierno y el parlamento británico y de la decisión de la UE. Y ahora, cuando esta historia de terror parecía llegar a su fin este 31 de octubre, por arte de birlibirloque, se pospone al 31 de enero de 2020…

Estas 612 palabras que llevas leídas se reducen a una sola, VOLATILIDAD.

Una palabra maravillosa. La volatilidad es nuestra amiga, esa amiga que nos ofrece la posibilidad de aprovechar todas las ineficiencias del mercado, todas sus “idas y venidas”, siempre que utilicemos una buena estrategia de inversión.

Como vengo insistiendo en algunos de mis anteriores post, por ejemplo en Surfeando los mercados,

«lo realmente importante es el uso de una muy buena estrategia de entrada donde prevalezca la razón sobre la emoción, y eso sólo puede hacerlo un profesional del asesoramiento financiero dispuesto a trabajar para ti, escogiendo una cartera de fondos diversificada, de gran nivel, y con ayuda de la tecnología y un buen roboadvisor»

(ver mi post Roboadvisor: ¿le confiarías tu ahorro a una máquina?), diseñar esa estrategia que te hará aprovechar cada corrección del mercado, entrando más a mejor precio, y cada subida apartándote el beneficio obtenido.

«Ese es el verdadero valor añadido de un correcto asesoramiento financiero que te ayudará a aprovechar todos los momentos de los mercados, y que la temida volatilidad sea tu amiga.»

En estos momentos, todos mis clientes disfrutan de una gran tranquilidad ocurra lo que ocurra en el mundo financiero, y todos tienen sus carteras con beneficios consolidados.

Así, nuestro equipo es Razón y el resultado del partido es Emoción 0 – Razón 4 ¿te unes a nosotros?



Esta web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Más información

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close